Convento de Cabeza de Alba y Salto del Pelgo

Terminando la Semana Santa con un paseo por Toral de los Vados me dirigí al Monasterio de Cabeza de Alba (o de Sancta Maria de Capita Albae), según un manuscrito del siglo XVIII, proviene de un pequeño oratorio fundado en 1423 por eremitas Religiosos Terceros de San Francisco.

En 1441, el edifico existente se encuentra en estado ruinoso, siendo D. Pedro de Osorio, señor de Cabrera y Ribera, quien lleva a efecto su restauración en 1444, poniéndolo bajo la advocación de la Bienaventurada Beata Virgen María de Cabeza de Alba y pasando a ser un convento franciscano. En 1834, a causa del proceso desamortizador, los franciscanos se ven obligados a abandonar el Convento de Cabeza de Alba. En la actualidad es una casa de labranza.

Y ya de estar por allí, es visita oblida el Santo del Pelgo (al que ya había ido en otra ocasión).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s